estadisticas La pandemia pasa factura a los municipios - ADN Argentino
Cargando...

 

La pandemia pasa factura a los municipios

La pandemia pasa factura a los municipios

por Diego Corbalán

El recorrido de los más de 70 días de cuarentena en la Argentina está dejando consecuencias en la reputación política de la dirigencia. La prolongación del confinamiento extra large viene desgastando a la dirigencia nacional y especialmente a la de la provincia de Buenos Aires. Esto es lo que venimos observando desde hace semanas, especialmente a partir de haberse cumplido los primeros 40 días de la cuarentena. A nivel intendencias, el fenómeno no es la excepción.

Los datos compilados y analizados junto a Scidata Argentina nos muestran cómo la reputación digital de las intendencias comenzó a deteriorarse durante el mes de mayo.

De las 201.971 interacciones sondeadas en Twitter a lo largo del último mes, la brecha entre menciones positivas y negativas se fue achicando progresivamente. Así, en la primera semana de mayo, las menciones de respaldo alcanzaron el 32% mientras que las de rechazo el 24,7%. Sin embargo, a finales de mes las citas positivas bajaron al 30,1% y las negativas subieron a casi el 28%.

Este deterioro de la reputación digital de las intendencias las retrotrae a marzo pasado. Por entonces, el arranque de la cuarentena (el 20 de marzo) oxigenó el diálogo sobre los municipios, tras valores negativos. Incluso el volumen de publicaciones sobre el rol de las intendencias en la administración de la cuarentena multiplicó las publicaciones sobre su gestión. Todos giraron su mirada hacia el rol de los jefes comunales en el manejo de la crisis sanitaria.

Sin embargo, en las dos primeras semanas de abril, hubo un fuerte cambio de escenario. La crisis por la atención de los usuarios en las sucursales bancarias de distintos municipios pasó la primera factura a la reputación de las comunas. Si bien la recuperación de su imagen se advirtió hasta los primeros días de mayo, lo que luego sucedería ya fue relatado.

Intendencias/ambulancias

Al analizar el diálogo sobre los municipios argentinos, especialmente los bonaerenses, comenzaremos a entender con más detalles por qué su imagen se fue deteriorando.

En el gráfico comparativo de arriba se observa que, entre abril y mayo, creció la presencia de semántica asociada a la propagación del coronavirus (en rojo) a la vez que los términos relacionados con lo económico (en verde) fueron logrando más centralidad. “Coronavirus” continuó siendo la palabra más presente en la charla sobre las intendencias, con crecimiento de “caso”, “actividad”, “trabajo” y “plata”.

Es indudable que el aumento de casos positivos de coronavirus y el deterioro económico que sufren vastos sectores sociales están pegando en la imagen de los municipios.

Mayra Mendoza, otra vez en el centro de la escena

Como ya había sucedido al asumir como intendenta de Quilmes, Mayra Mendoza recuperó la centralidad en el diálogo digital. Este protagonismo fue especialmente por la aparición de casos de coronavirus en la Villa Azul. Pero, además, generó impacto el contagio de médicos con los que se había reunido y que la obligaron a realizarse un test (que dio negativo).

La jefa comunal de Quilmes sumó 974 menciones en medios de comunicación digitales, tanto portales nacionales, sitios provinciales y páginas locales de su distrito.

Entre las publicaciones de más alcance sobre Mayra Mendoza encontramos un posteo en la red social Reddit, con información del diario La Nación sobre la cruda realidad de los vecinos de Villa Azul:

El mundo de los trolls también dijo presente en este diálogo sobre la situación sanitaria en Quilmes. El usuario @elcoya1977, reconocido militante antiK, disparó contra la intendenta por partidizar la crisis por el coronavirus:

En segundo lugar, muy lejos en menciones digitales se ubicó el intendente de Tigre, Julio Zamora. El mandatario fue protagonista de la polémica con vecinos de su partido que se movilizaron para pedir el fin de la cuarentena y la advertencia de la comuna de que sería sancionados por violar el confinamiento.

Este cruce de declaraciones y amenazas hizo que el municipio sea el que más interés generó en Twitter, medido a través del total de cuenta alcanzadas. Tigre llegó a más de 5 millones de cuentas, superando a Morón con 4 millones 600 mil usuarios alcanzados y Quilmes, con poco más de 2 millones de cuentas que recibieron menciones del municipio del sur del conurbano.

Valenzuela, y el peso de lo económico

Como analizábamos más arriba, la cuestión económica contribuyó a deterior el diálogo sobre los municipios de todo el país. Haciendo foco en la provincia de Buenos Aires, el conurbano que rodea a la ciudad de Buenos Aires pagó la peor parte.

Los datos recabados y analizados junto a Scidata nos muestran que el intendente de Tres de Febrero, Diego Valenzuela, fue el que despertó más interés en Twitter. La razón hay que buscarla por una polémica. Fue la que se desató cuando la intendencia presentó ante la provincia un plan de recorte de bonificaciones y suplementos a los empleados municipales. El debate disparó las críticas en las redes sociales lo que incluso deterioró la reputación digital del jefe comunal que supo gobernar el “cacique” peronista Hugo Curto.

La publicación en redes de más alcance sobre la situación en Tres de Febrero fue una realizada desde la cuenta de Twitter de @laderechadiario:

También despertó interés digital el intendente de Morón, Lucas Ghi. Su caso fue algo distinto. Con un reach de poco más de 1 millón de cuentas alcanzadas, el protagonismo del jefe comunal surgió por el contagio con coronavirus de sus padres y el test con resultado negativo qué Ghi se practicó.

Llama la atención que, entre los jefes y jefas comunales, la intendenta Mayra Mendoza aparezca recién en el puesto número 9, con apenas 347 mil usuarios que recibieron menciones sobre ella. La razón hay que buscarla en el protagonismo que asumió la provincia de Buenos Aires al intervenir en Villa Azul, jurisdicción de Quilmes, y el rol en segundo plano de la jefa comunal, al menos desde la óptica de las redes sociales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *